Sistemas de apuestas

Blackjack - Sistemas de apuestas

Sistemas de apuestas para el blackjack

Desde que los primeros casinos abrieron sus puertas, los jugadores han estado buscando la manera de establecer estrategias o sistemas de apuestas que garanticen mejores resultados a la hora de apostar. El blackjack es un juego de habilidad en el que al utilizar la estrategia adecuada se puede reducir la ventaja de la casa. Sin embargo, antes de continuar hemos de advertir que algunos de estos métodos pueden ser complicados de poner en práctica y que los casinos también pueden ponerte trabas si detectan algún tipo de actividad o patrón que pueda parecerles sospechoso. Algunos de los sistemas más comunes utilizados en el blackjack son los que encontramos a continuación:

La Martingala

Se trata de un sistema de apuestas basado en progresiones geométricas negativas. En este caso, después de una pérdida el jugador siempre deberá doblar su apuesta. Por ejemplo, si el jugador ha perdido 10€, su siguiente apuesta deberá ser de 20€. Si vuelve a perder, la apuesta que realice a continuación deberá ser de 40€ y así sucesivamente. De esta forma, solamente hará falta ganar una vez para recuperar el dinero perdido. Para utilizar este tipo de sistema el jugador tiene que tener un presupuesto más bien elevado y no tener miedo a apostar grandes cantidades. La Martingala es uno de los sistemas de apuestas más sencillos que existen. 

Labouchère

El sistema de Labouchère es uno de los más populares entre los jugadores de blakcjack. Se trata de un sistema de progresión negativa, por lo tanto, un jugador deberá aumentar su apuesta después de perder y disminuirla al ganar. Para empezar, en este sistema el jugador deberá escoger una secuencia de números aleatorios, por ejemplo, 2-3-4. Cada vez que el jugador realice una apuesta ésta deberá ser la suma del primer y del último número. En este caso serían 6€ (2+4).

  • Si la apuesta resulta ganadora se tacharán los dos números de los extremos y en la siguiente jugada deberá apostarte el número que queda (en este caso 3€). Si el jugador vuelve a ganar se acabará la secuencia y se pensará una nueva.
  • Si el jugador pierde la apuesta deberá añadirse al final de la secuencia la cantidad apostada. En este caso la secuencia de números quedaría así: 2-3-4-6.

Al contrario que en la Martingala, este sistema busca recuperar las pérdidas gracias a múltiples ganancias y no de una única vez.

Paroli

El sistema Paroli es también muy habitual entre los jugadores de blackjack. Al contrario que los otros dos sistemas comentados anteriormente, éste se basa en progresiones positivas. Por lo tanto, el jugador solamente aumentará su apuesta después de haber ganado. En este sistema cuando se produce una ganancia se duplica la apuesta. Después de 3 ganancias consecutivas se acaba la progresión y se vuelve a empezar desde cero. En el caso de una apuesta no ganadora deberás volver a apostar la cantidad base con la que empezaste a jugar.

Este sistema de apuestas se apoya en la idea de que tanto los triunfos como las derrotas van en rachas, por lo tanto, se busca maximizar las ganancias incrementando las apuestas durante las rachas positivas y disminuir las pérdidas apostando menos durante las rachas negativas.

SISTEMAS PARA CONTAR CARTAS

Los sistemas para contar cartas deberán usarse junto a la estrategia básica para que funcionen. Para ello es muy importante mantener la concentración.

¡ADVERTENCIA! Ve con mucho cuidado pues algunos de estos métodos pueden hacerte sudar. Los operadores de casino rastrean y analizan tu comportamiento en referencia a las apuestas. Por lo tanto, querrás actuar de forma natural, por ejemplo aumentando o manteniendo tu apuesta después de ganar y reduciéndola cuando pierdas.

  • Hi-Lo

Aunque contar cartas es legal, si un casino te pilla haciéndolo probablemente te invitará a salir por la puerta. Los sistemas para contar cartas empezaron a utilizarse ya en el año 1963 y desde entonces se trata de un tema recurrente entre los jugadores de blackjack. Muchos de ellos se han beneficiado usando este tipo de sistemas, sin embargo, muchos otros también tienen prohíba la entrada a los casinos.

El método Hi-Lo tiene que ser utilizado junto a la estrategia básica. Muchas de tus decisiones deberán ser tomadas en base a ella, mientras que el método Hi-Lo determinará cuando tienes que aumentar tu apuesta o reducirla. En este método deberás clasificar todas las cartas en 3 grupos diferentes dependiendo de su valor.

Las cartas con un valor de 2-6 estarán en el primer grupo y valdrán 1 punto (+1), las cartas con un valor de 7-9 serán neutrales y valdrán 0 puntos (0) y las cartas de figuras el 10 y el As irán en el tercer grupo y valdrán -1 puntos (-1). Tendrás que saber sumar y restar de forma rápida para mantener la cuenta en todo momento. Por ejemplo si tú tienes en tu mano un 4 (+1) y un 5 (+1), el jugar de al lado tuyo tiene un 10 (-1) y un 9 (0) y el crupier tiene un 6 (+1) el total de la operación es 2. Es decir +1+1-1+0+1=2.

Cuando la suma de las cartas es positiva tendrás ventaja porque en la baraja quedan más cartas altas y por lo tanto tendrás más posibilidades de ganar. Cuando esto ocurra deberás aumentar tu apuesta. Éste es el punto clave del Hi-Lo. Tendrás que usar esta ventaja y apostar más alto. Si no lo haces la estrategia no te funcionará.

Si estás jugando al blackjack con, por ejemplo, 6 barajas tendrás que hacer algunas modificaciones. Ten en cuenta que si la suma total de las cartas es de +8 tendrás que dividir este número entre 6. Es decir, en este caso la suma total será de 1’333 (+8/6).

Esto hace que el blackjack sea aún más interesante ya que la presión es muy elevada. Tienes que jugar al blackjack, contar las cartas y permanecer tranquilo al mismo tiempo. Antes de que pruebes esta técnica con dinero real te recomendamos que juegues con tus amigos primero. ¡Te sorprenderá lo difícil que es!

  • Knock-out Count

El método KO Count es muy parecido al sistema Hi-Lo aunque es aún más sencillo. Una de las principales distinciones es que al empezar a contar no lo harás desde el número cero sino que dependerá del número de barajas que se estén utilizando. Si juegas con una baraja empezarás a contar desde 0, si juegas con 2 barajas empezarás a contar desde -4, si juegas con 6 barajas desde -20 y con 8 barajas desde -28.

El valor de las cartas funciona igual que en el método Hi-Lo, sin embargo el número 7 estará incluido en el primer grupo y valdrá +1. La lista completa es la siguiente:  2(+1), 3(+1), 4(+1), 5(+1), 6(+1), 7(+1), 8(0), 9(0), 10(-1), J(-1), Q(-1), K(-1), A(1).

El añadir el 7 como una carta baja hace que el método KO sea desequilibrado. La suma de todas las cartas de una baraja es  de+2, +4 para 2 barajas, +12 para 6 barajas, etc.

Este sistema propicia las apuestas sobre seguro, o lo que es lo mismo, apostar a que el crupier tiene blackjack. Según la estrategia básica los jugadores nunca deberían optar por la apuesta sobre seguro. Sin embargo, con el método de conteo KO deberás apostar sobre seguro siempre que la suma total de las cartas sea +3 por baraja, es decir, si estás jugando con 8 barajas la suma total deberá ser de +24 para apostar sobre seguro.

  • REKO

Este método todavía es más sencillo que el Knok-Out. Se trata de una versión simplificada que es recomendable para los jugadores que se inicien en el blackjack. El número desde el que se empieza a contar en este caso se obtiene multiplicado el número de barajas x-2. Si se juega con 2 barajas se empezará a contar desde -4 y si se juega con 6 barajas se empezará a contar desde -12.

Los valores de las cartas son los mismos que en el método KO. Se trata de un método más sencillo, sin embargo tiene el inconveniente de que se vuelve menos preciso cuando se utiliza solo con una o dos barajas. Cuantas más barajas utilices, más preciso será el método.