AstroPay

AstroPay

Información general

Las tarjetas prepago están plenamente vigentes en el mercado y establecimientos comerciales. Generalmente se puedes hallar en puntos de venta como gasolineras, estancos, centros comeciales, etc. Estas tarjetas son útiles y habitualmente aceptadas para realizar depósitos en la mayoría de plataformas de juego y apuestas online. En este caso, AstroPay es una tarjeta virtual prepago compatible en tiendas de compra online, cuentas bancarias y páginas de juego en América Latina. Se trata de un servicio gratis que permite hacer pagos seguros y anónimos.

¿Cómo funciona AstroPay?

AstroPay es un sistema que soporta las opciones de débito directo y permite, de forma fácil y segura, realizar pagos en línea. Para usar este sistema, primero hay que registrarse; después, hay que seleccionar la cantidad de dinero a usar para la tarjeta virtual para depositar en el casino correspondiente mediante el método de pago compatible con AstroPay (transferencia, depósitos en efectivos, tarjeta de crédito o débito). Atención, esta tarjeta virtual, a diferencia de otros sistemas prepago, no es recargable. Éstas caducan al año de vigencia o cuando el saldo se agote.

A continuación ofrecemos una muestra de entidades y sistemas de pago permitidas con AstroPay en países latinoamericanos: Boleto, Itaú, Caixa, Bradesco, HSBC, VISA, MasterCard, VISA Electron, ELO, Diners Club y Discover en Brasil; Santander, Bancomer, Banamex, HSBC y OXXO en México; PSE, Bancolombia, Banco de Bogotá, Banco de Occidente en Colombia; InterBank, BBVA Continental, BCP en Perú; Webpay, Transbank y Banco de Chile en Chile; y Redpagos en Uruguay.

AstroPay

Seguridad y protección

AstroPay funciona bajo el Estándar de la Seguridad de Datos para la Industria de Tarjeta de Pago (PCI DSS). Las páginas webs no tienen acceso a la información personal de un usuario AstroPay, además, hay pleno control de los gastos para compra o depósitos en línea. El sistema permite el uso de la tarjeta de forma anónima al cumplir todos los servicios bancarios, normas legales con sistemas de pago regulados y normas aplicadas según el método de pago concreto. El mero hecho de seguir vinculado al PCI DSS se debe al cumplimiento periódico de las auditorías oficiales realizadas por QSAs (Qualified Security Assessor).